Si no te lavare, no tendrás parte conmigo.

 

 

Exo 29:1  Y ESTO es lo que les harás para consagrarlos, para que sean mis sacerdotes: Toma un becerro de la vacada, y dos carneros sin tacha; Y panes sin levadura, y tortas sin levadura amasadas con aceite, y hojaldres sin levadura untadas con aceite; las cuales cosas harás de flor de harina de trigo: Y las pondrás en un canastillo, y en el canastillo las ofrecerás, con el becerro y los dos carneros. Y harás llegar á Aarón y á sus hijos á la puerta del tabernáculo del testimonio, y los lavarás con agua. Y tomarás las vestiduras, y vestirás á Aarón la túnica y el manto del efod, y el efod, y el racional, y le ceñirás con el cinto del efod; Y pondrás la mitra sobre su cabeza, y sobre la mitra pondrás la diadema santa. Y tomarás el aceite de la unción, y derramarás sobre su cabeza, y le ungirás.  

1Pe 2:9  Mas vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, gente santa, pueblo adquirido, para que anunciéis las virtudes de aquel que os ha llamado de las tinieblas á su luz admirable. Vosotros, que en el tiempo pasado no erais pueblo, mas ahora sois pueblo de Dios; que en el tiempo pasado no habíais alcanzado misericordia.

Col 1:12  Dando gracias al Padre que nos hizo aptos para participar de la suerte de los santos en luz:

Que nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo; En el cual tenemos redención por su sangre, la remisión de pecados:

Col 1:20  Y por él reconciliar todas las cosas á sí, pacificando por la sangre de su cruz, así lo que está en la tierra como lo que está en los cielos. A vosotros también, que erais en otro tiempo extraños y enemigos de ánimo en malas obras, ahora empero os ha reconciliado en el cuerpo de su carne por medio de muerte, para haceros santos, y sin mancha, é irreprensibles delante de él:  Si empero permanecéis fundados y firmes en la fe, y sin moveros de la esperanza del evangelio que habéis oído; el cual es predicado á toda criatura que está debajo del cielo; del cual yo Pablo soy hecho ministro.

 

Todos los llamados de las tinieblas a la luz del reino del Hijo de Su amor, además de ser traído de la muerte por el pecado hasta la vida, por la misericordia de Dios se hacen, instituido reyes y sacerdotes para Dios. Guardado para servir. ¡Qué gracia, qué amor, qué gloriosa salvación.

Una parte integral de las buenas nuevas del reino de Dios y el nombre de Jesucristo es el arrepentimiento y el bautismo (inmersión) en el nombre de Jesucristo para remisión (perdón) de los pecados. Esto lo vemos en seguida se demostró en Éxodo 29, en las instrucciones para hacer los hombres ordinarios pecaminosas que Dios ha escogido para ser sacerdotes y siervos sagrados. Antes de entrar en el lugar santo, que deben ser lavados y ungidos. Del mismo modo nuestro Gran Sumo Sacerdote Jesús se lavó y se ungió al comienzo de su ministerio;

Mat 3:13  Entonces Jesús vino de Galilea á Juan al Jordán, para ser bautizado de él. Mas Juan lo resistía mucho, diciendo: Yo he menester ser bautizado de ti, ¿y tú vienes á mí?  Empero respondiendo Jesús le dijo: Deja ahora; porque así nos conviene cumplir toda justicia. Entonces le dejó. Y Jesús, después que fué bautizado, subió luego del agua; y he aquí los cielos le fueron abiertos, y vió al Espíritu de Dios que descendía como paloma, y venía sobre él. Y he aquí una voz de los cielos que decía: Este es mi Hijo amado, en el cual tengo contentamiento.

 

Si bien no puede ser cualquier parte del mensaje que puede haber oído de los hombres es eternamente parte de la buena noticia que es la revelación de Jesucristo según lo declarado por Pedro el día de Pentecostés, Felipe en Samaria, Pablo en todas partes. Como sólo hay un verdadero mensaje de arrepentimiento y el perdón de los pecados en el nombre de Jesucristo, podemos esperar ninguna otra cosa que la coherencia en las Escrituras.

Juan 3:22  Pasado esto, vino Jesús con sus discípulos á la tierra de Judea; y estaba allí con ellos, y bautizaba.

Juan 4:1  DE manera que como Jesús entendió que los Fariseos habían oído que Jesús hacía y bautizaba más discípulos que Juan, (Aunque Jesús no bautizaba, sino sus discípulos),

Juan 13:8  Dícele Pedro: No me lavarás los pies jamás. Respondióle Jesús: Si no te lavare, no tendrás parte conmigo. Dícele Simón Pedro: Señor, no sólo mis pies, mas aun las manos y la cabeza. Dícele Jesús: El que está lavado, no necesita sino que lave los pies, mas está todo limpio: y vosotros limpios estáis, aunque no todos.

Juan 20:19  Y como fué tarde aquel día, el primero de la semana, y estando las puertas cerradas donde los discípulos estaban juntos por miedo de los Judíos, vino Jesús, y púsose en medio, y díjoles: Paz á vosotros. Y como hubo dicho esto, mostróles las manos y el costado. Y los discípulos se gozaron viendo al Señor. Entonces les dijo Jesús otra vez: Paz á vosotros: como me envió el Padre, así también yo os envío. Y como hubo dicho esto, sopló, y díjoles: Tomad el Espíritu Santo: A los que remitiereis los pecados, les son remitidos: á quienes los retuviereis, serán retenidos.

Aquí vemos que el Señor está encargando a sus discípulos con su autoridad, la autoridad en su nombre, de perdonar los pecados, en Su nombre.

En el día de Pentecostés cerca de 3000 Judios escuchado la buena noticia de Jesús el Cristo y creían que los que invocaban el nombre de Jesús se salvarían. Se arrepintieron - olvidar del todo sus propios pensamientos religiosos y fueron bautizados en el nombre de Jesucristo para remisión de sus pecados por los discípulos. El 3000 se les prometió que ellos también recibirán el don del Espíritu Santo después del arrepentimiento y el bautismo en el nombre de Jesús.

Esto es equivalente a Aarón ya sus hijos que se elige y se lava antes de ser ungido con aceite en preparación para el servicio sacerdotal.

El apóstol Pablo escribe a los discípulos en Corinto y les recuerda su experiencia de conversión;

1Co 6:9  ¿No sabéis que los injustos no poseerán el reino de Dios? No erréis, que ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, Ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los robadores, heredarán el reino de Dios. Y esto erais algunos: mas ya sois lavados, mas ya sois santificados, mas ya sois justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios.

Pablo había declarado a estas personas el mensaje de arrepentimiento y el remisión de los pecados a través del nombre de Jesucristo. Mientras Pablo personalmente puede no haberlos bautizado; otros discípulos con autoridad en nombre de Jesucristo tenían contemplados anteriormente. No importa quién hace el bautismo que, siempre y cuando el que hace bautismo tiene autoridad de nuestro Señor Jesucristo para perdonar los pecados en su nombre. Del mismo modo vemos a Pedro al mando de la casa de Cornelio para ser bautizado en el nombre del Señor, después de que todos han recibido el don del Espíritu Santo en;

Hechos 10:42  Y nos mandó que predicásemos al pueblo, y testificásemos que él es el que Dios ha puesto por Juez de vivos y muertos. A éste dan testimonio todos los profetas, de que todos los que en él creyeren, recibirán perdón de pecados por su nombre. Estando aún hablando Pedro estas palabras, el Espíritu Santo cayó sobre todos los que oían el sermón. Y se espantaron los fieles que eran de la circuncisión, que habían venido con Pedro, de que también sobre los Gentiles se derramase el don del Espíritu Santo. Porque los oían que hablaban en lenguas, y que magnificaban á Dios. Entonces respondió Pedro: ¿Puede alguno impedir el agua, para que no sean bautizados éstos que han recibido el Espíritu Santo también como nosotros? Y les mandó bautizar en el nombre del Señor Jesús. Entonces le rogaron que se quedase por algunos días.

 

Nuestras creencias religiosas pueden ser el mayor obstáculo para que recibamos el mensaje de arrepentimiento y el remisión de los pecados a través del nombre de Jesucristo. Saulo de Tarso recibió la mejor educación religiosa disponible a los pies de Gamaliel en Jerusalén.;

Flp 3:4  Aunque yo tengo también de qué confiar en la carne. Si alguno parece que tiene de qué confiar en la carne, yo más: Circuncidado al octavo día, del linaje de Israel, de la tribu de Benjamín, Hebreo de Hebreos; cuanto á la ley, Fariseo; Cuanto al celo, perseguidor de la iglesia; cuanto á la justicia que es en la ley, irreprensible. Pero las cosas que para mí eran ganancias, helas reputado pérdidas por amor de Cristo. Y ciertamente, aun reputo todas las cosas pérdida por el eminente conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo, y téngolo por estiércol, para ganar á Cristo,  Y ser hallado en él, no teniendo mi justicia, que es por la ley, sino la que es por la fe de Cristo, la justicia que es de Dios por la fe; A fin de conocerle, y la virtud de su resurrección, y la participación de sus padecimientos, en conformidad á su muerte,  Si en alguna manera llegase á la resurrección de los muertos.

Bien podemos encontrarla posible dejar de lado nuestros pensamientos e ideas sobre muchas cosas, pero nuestra religión, nuestras convicciones religiosas, estos son quizás las cosas que no podemos dejar ir sin la ayuda divina.

Dios en su misericordia y gracia concedida la casa de Cornelio arrepentimiento a la vida. Saulo de Tarsis contando su "tesoro" religiosa como estiércol es el resultado de que Dios le concede el arrepentimiento hacia Dios y fe hacia el Señor Jesucristo, por sí sola, por completo.

¿Vamos a orar y pedirle que Dios nos muestre la verdad cerca del don de la remisión de los pecados a través del arrepentimiento y el bautismo en el nombre de Jesucristo?

¿O nos gustaría decir como a Pedro al Señor Jesús, el Cristo;

Juan 13:8  Dícele Pedro: No me lavarás los pies jamás. Respondióle Jesús: Si no te lavare, no tendrás parte conmigo.

Tenemos una opción sencilla pero sin adornos. No podemos hacer nada, rechazando efectivamente el consejo de Dios, y morir en nuestros pecados. O podemos cambiar nuestras mentes religiosas y ser bautizado en el nombre de Jesucristo, el lavado de nuestros pecados.

 

Colin Thompson. Fuengirola, España.
Comentarios recibidos por correo electrónico a Colin@followingjesuschrist.co.uk
Otros materiales en http://www.followingjesuschrist.co.uk/